HERRAMIENTA BÁSICA 3: BARRERAS DE LA SOCIEDAD

basic-tools-3

 

HERRAMIENTA BÁSICA 3:
CÓMO ABORDAR LAS BARRERAS DE LA SOCIEDAD PARA LA ATENCIÓN DE LA INFERTILIDAD

  1. Identificar y reducir las barreras socioeconómicas, demográficas, religiosas y culturales: Las barreras culturales, religiosas y socioeconómicas pueden limitar el acceso a la atención. Cuando se identifica estas barreras, por lo general se puede tomar algunas medidas para reducir su impacto en limitar el acceso a la atención de la infertilidad, y a identificar los tratamientos que se pueden ofrecer.
  1. Identificar y manejar la competencia de la infertilidad con otras condiciones de salud sexual y reproductiva: La infertilidad aún debe competir con otros problemas de salud reproductiva que pueden considerarse más importantes desde una perspectiva de salud pública. No obstante, por lo general es posible compartir recursos físicos si el personal de salud es capacitado de manera adecuada.
  1. Facilitar el paso del paciente a través de las redes de atención en salud: En general, existe poca comunicación entre las clínicas de Atención Primaria (AP) y los hospitales para la derivación donde la infertilidad puede ser diagnosticada y tratada. Se deben desarrollar estrategias para superar la brecha entre ambos a fin de proveer derivaciones y tratamientos eficientes.
  1. Identificar y mejorar la educación sobre los factores de riesgo y fomentar la participación de los hombres: La implementación de educación sexual en las escuelas puede reducir la incidencia de las ITS y los embarazos no planificados. Además, la participación de los hombres puede mejorar la calidad de la vida familiar y los resultados de los tratamientos de fertilidad.
  1. Identificar Proveedores de Atención en Salud que puedan desarrollar programas de educación comunitarios: Se debe capacitar a los Proveedores de Atención en Salud para educar a la comunidad e cuanto a prevención y tratamiento de la infertilidad. Se debe enfatizar la interconexión entre la infertilidad y la salud sexual y la salud general.
  1. Identificar a las personas infértiles y desarrollar protocolos de transición entre la atención primaria y avanzada: Al identificar a las parejas fértiles e infértiles, las parejas con una fertilidad normal pueden ser educadas y ser asesoradas a esperar para evitar intervenciones innecesarias, mientras que otras pueden ser tratadas o derivadas.
  1. Evaluar el impacto psicosocial de la infertilidad en la familia: Se debe evaluar el gran impacto de la infertilidad en los pacientes, sus parejas y sus familias y usarse para ayudar a los pacientes y a otros afectados/involucrados.
  1. Identificar a las organizaciones que puedan fomentar el conocimiento sobre la infertilidad e influir a los responsables de la toma de decisiones: Identificar a líderes (mujeres), legisladores y otras personas sensibles a quienes sufren de infertilidad. Se debe alentar a estos líderes a buscar soluciones para mejorar el acceso a atención de la infertilidad de buena calidad.
  1. Proveer capacitación para diagnosticar y tratar la infertilidad de baja y mediana complejidad en la atención primaria de salud: Desarrollar la capacidad de manejar tratamientos menos complejos a nivel de atención primaria capacitando a los proveedores de salud, tales como enfermeras y matronas, y tender puentes con su centro de derivación.
  1. 10. Promover colaboración del sector público/privado para proveer un mejor acceso a tratamientos complejos: Fortalecer la cooperación entre las redes públicas y privadas puede proveer tratamientos más costo-eficaces en las clínicas públicas y puede ser instrumental en mejorar el acceso a la atención en salud.